Los créditos siempre han sido el mecanismo financiero más efectivo para otorgar oportunidades de adquirir bienes inmuebles para asegurar tu patrimonio. Sin embargo, se pronostica que durante los próximos meses se presente una recesión económica producto de la pandemia por el Covid-19.

Ante este panorama, muchas personas que están pagando un crédito hipotecario se preguntan si esto incrementará la cuota de dichos pagos. Pero, existen diversos programas que pueden brindar beneficios para conservar su patrimonio y tener la seguridad de no afectar su situación económica actual.

A medida de la disminución de la economía, la demanda de vivienda decrece, principalmente por la tasa de interés que determina el comportamiento del esquema de pagos del crédito hipotecario. Debido a ello, el sector inmobiliario en México ha implementado una serie de medidas para evitar la desaceleración en la compra o renta de propiedades.

El Infonavit y la mayoría de los bancos, ofrecen financiamiento con tasas de interés anual fija, es decir, el monto de los intereses se determina desde la adquisición del crédito para beneficiar a quienes, ante esta situación, no pueden cumplir con el pago de su deuda por la falta de empleo.

Por otra parte, el Banco de México disminuyó su tasa de interés a 6.5 % para incentivar el mercado ante la contingencia de salud, por lo que si tienes tu crédito en esta modalidad, puedes tener la seguridad de que tu pago no incrementará, aunado a esto, el Infonavit y los bancos han anunciado medidas de protección para que los acreditados no pongan en riesgo la situación de su inmueble.

Fondo universal de pérdida de empleo

Ante la crisis derivada por el Coronavirus, el Infonavit activó el Fondo Universal de pérdida de empleo a través del cual se dispondrán de hasta 7 mil 326 millones de pesos para cubrir por tres meses  las cuotas de personas que hayan perdido su empleo por la crisis, sin ningún cobro ni afectación en su historial crediticio con opción de ampliarse hasta seis meses.

Para contar con dicho fondo se deben actualizar los datos de contacto y llenar la solicitud a través del: portal de internet “Mi cuenta Infonavit”, Infonatel o alguno de los Centros de Servicio Infonavit (CeSI).

Dado que los trabajadores del Estado recibirán su sueldo íntegro durante el periodo de contingencia, el Fovissste no aplicará descuentos ni suspensiones de las cuotas mensuales de pago de los créditos hipotecarios.

¿Qué ofrecen los bancos?

En apoyo por la afectación económica que muchos acreditados padecen por la pandemia, las principales instituciones financieras han diseñado esquemas para que sus clientes de crédito hipotecario puedan pagar sus mensualidades sin que afecte su historial en el Buró de Crédito.

BBVA

Ofrece cuatro meses para diferir el pago de capital e intereses en su crédito hipotecario y ofrece un plan de pagos fijos para disminuir el monto de adeudo en sus tarjetas.

Citibanamex

Aplaza los créditos hipotecarios por cuatro meses con la posibilidad de ampliar el beneficio dos meses más.

Banorte

El apoyo consiste en no requerir el pago de las mensualidades, incluyendo intereses y capital durante los siguientes cuatro meses a partir de la solicitud de apoyo.

Santander

Suspende el pago durante cuatro meses, incluye: capital, intereses, seguros y comisión mensual. Asimismo, se podrá ampliar el plazo original del crédito hipotecario manteniendo la mensualidad conforme el esquema de pagos que se contrató.

Scotiabank

Consiste en prorrogar por cuatro meses los pagos mensuales del crédito hipotecario. Este diferimiento generará los intereses ordinarios mensuales del crédito que se pagarán una vez transcurrido el plazo de 12 meses posteriores al inicio del apoyo, distribuidos en las siguientes 36 mensualidades.

Este programa ayuda a los acreditados por un lado y por otro lado a los bancos para que los clientes no caigan en cartera vencida y esto implique generar reservas y costos adicionales que podrían afectarlos. Todos los detalles de cada banco se pueden encontrar en sus respectivos sitios web.

¿Cómo obtener un crédito hipotecario durante la pandemia?

Antes de solicitar un crédito para vivienda a través de Infonavit, Fovissste o algún banco, lo primero que debes hacer es utilizar un simulador de crédito hipotecario: una herramienta que ofrece la mayoría de las entidades financieras para calcular el valor de las cuotas mensuales que tendrías que pagar, tomando en cuenta la tasa de interés que maneje la institución de elección, el plazo y el Costo Anual Total (CAT).

Durante la contingencia por Covid-19, un simulador de crédito hipotecario en línea será de gran utilidad para comparar los créditos de distintas entidades financieras y conocer sus condiciones específicas sin salir de tu casa.

Si ya sabes cuánto vale la casa que quieres comprar, esta útil herramienta podrá orientarte para conocer cuánto pagarás mensualmente por esa vivienda.

Si eres trabajador del estado puedes usar el Simulador de Créditos Fovissste, el cual permite seleccionar distintos esquemas de financiamiento como Crédito Tradicional, Crédito Pensionados, Crédito Aliados Plus y Crédito Respaldados.

Compara distintas opciones de financiamiento

Comienza a crear un lista y añade las propiedades que te hayan gustado y que se ajusten a tu presupuesto, inclusive puedes segmentar por ubicación, características físicas y precio.

Una vez que hayas elegido, selecciona –al menos– tres instituciones para solicitar un crédito para vivienda y compáralas entre sí.

También es recomendable investigar la institución de tu preferencia, así como los gastos que deberás cubrir más allá del pago del préstamo, los intereses y los seguros que debas contratar.

El siguiente paso es solicitar una precalificación de crédito hipotecario que consiste en una evaluación personalizada de tus finanzas personales para saber si eres candidato para un préstamo hipotecario.

Si eres derechohabiente del Infonavit podrás solicitar una precalificación en línea para lo cual necesitas:

Seleccionar el tipo de precalificación: individual, conyugal, familiar y corresidencial.
Registrar tu Número de Seguridad Social (NSS).
Establecer tu fecha de nacimiento.
Corroborar que tu RFC y CURP estén registrados correctamente y también tendrás que autorizar una consulta del historial crediticio en la Sociedad de Información Crediticia.

Consideraciones

El complicado momento económico que se vive podría ocasionar algunos problemas para mantener el cumplimiento de los compromisos financieros. Ante ello, se deben de analizar las opciones disponibles y tomar una decisión razonable.

Una de las principales recomendaciones es analizar tus gastos y eliminar aquellos que sean prescindibles y que puedan aportar recursos para otras necesidades, sin embargo, habrá otros que no puedes dejar de hacer y ante los cuales debes diseñar un plan para mantenerte al corriente. Uno de esos casos es el crédito hipotecario.

Si estás analizando tu situación y te inclinas por tomar un apoyo para el pago de tu crédito hipotecario es importante que sepas que te conviene tomarlo si vas a tener poca liquidez en los próximos días, con lo cual se convierte en una opción para refinanciar el crédito y evitar que dejes de pagarlo. En ese sentido, si tus condiciones laborales han cambiado y necesitas tener dinero para enfrentar alguna emergencia médica, deberías tomar el apoyo del banco.

Recuerda que debe ser una decisión bien pensada, sin que se trate de que al final del apoyo del banco, vayas a quedar más endeudado que al principio del problema. Sé lo más consciente acerca de tus gastos y presupuesto, ya que comprar una casa en tiempo de crisis puede ser muy riesgoso para tu economía.

Además debes tener cuidado en los trámites que realizas, por ningún motivo, subas documentos en alguna plataforma en línea ya que por el momento ninguna institución financiera está solicitando documentos confidenciales para contratar un crédito hipotecario.