Lo que debes saber primero es que, tener una tarjeta de crédito es una responsabilidad y es importante hacer buen uso de ella, de lo contrario puedes meterte en grandes problemas ya que disponer de la línea de crédito sin tener cómo pagar puede costarte mucho más de lo que te imaginas.

 

Si bien existen personas que no quieren tomar el riesgo de tener una tarjeta de crédito, lo cierto es que, así como desventajas hay muchas ventajas/beneficios que te puede traer contar con una.

 

Antes de tener una tarjeta de crédito es importante e interesante que conozcas todo sobre ellas y que la uses de manera responsable, además, usarla o no recaerá en una decisión informada e inteligente.

 

Los plásticos, como suele nombrarse también a todo tipo de tarjetas, te dan un primer beneficio que es: hacer un historial crediticio bueno, esto significa que lo positivo de pagar a tiempo tus cuentas, domiciliar pagos y hacer abonos en caso de tener préstamos, te hacen una persona con un buen manejo de cuenta, esto, deriva de un buen perfil financiero.

 

Otros de los beneficios con los que puedes contar al tener una tarjeta de crédito son:

 

  1. Dejas de usar efectivo o cargas con menores cantidades.
  2. En caso de robo, puedes cancelar tus tarjetas sin ningún problema y evitas que alguien más intente hacer uso de ellas. Este proceso es sumamente rápido, incluso en la mayoría de aplicaciones bancarias lo puedes hacer de inmediato sin tener que hablar con un asesor.
  3. La mayoría de los bancos cuentan con seguros que respaldan tu dinero en caso de que alguien haya clonado tu tarjeta y no reconozcas los movimientos.
  4. Liquidez inmediata, todos hemos pasado por baches económicos o emergencias de salud, para ello siempre se necesita dinero extra y una gran ventaja de las tarjetas de crédito son sus líneas de crédito. Cada tarjeta –según el banco–, tiene diversos plásticos para todas las necesidades, así como diversas líneas de crédito para que puedas hacer uso sin problema.

 

Éstas son algunas de las ventajas que puedes tener al sacar la tarjeta de crédito que más te convenga pero, no todas ellas se quedan en beneficios que tu banco te puede proporcionar. Es importante que siempre que vayas a solicitar una tarjeta, sepas para qué la necesitas, así como el uso inteligente que le darás.

 

Podríamos decir que otros beneficios extra que puedes tener son:

 

  1. Aprovechar las promociones exclusivas, esto se deriva de los convenios que tu banco puede hacer con ciertas empresas, lo que te da ventajas, descuentos, compras anticipadas, por ejemplo, cuando puedes adquirir antes que la mayoría de las personas, los boletos del concierto que tanto estabas esperando.
  2. El uso de la tarjeta de crédito no precisamente significa tener una deuda con el banco, ésta muchas veces funciona como el motor para hacer tus compras y puedes pagarlas de inmediato si cuentas con el efectivo para hacerlo después. Imagina ir por el centro comercial y encontrar la promoción de la consola que tanto habías soñado, ¿qué esperas para comprarla? Muchas veces te puede frenar no traer el dinero en efectivo para pagar, pues bueno, aquí es donde coloquialmente aplicamos el tarjetazo, sin embargo, ya tienes el recurso para pagar, así evitas generar intereses y el manejo de tu cuenta comienza a tener buenos movimientos y pagos en tiempo y forma.

 

Otro gran beneficio que estamos viendo hoy en día con el uso de las tarjetas de crédito digitales es que evitamos que nos clonen y hagan compras a nuestros nombre sin haberlas hecho nosotros, pero además nos abre las puertas al comercio electrónico mediante el cual, podemos hacer compras de todo tipo, sin salir de casa, con cargo directo a una tarjeta de crédito, con beneficios, incluso, esta modalidad nos permite también hacer el pago de servicios como luz, agua, predio, plan celular, etcétera.

 

Ahora bien, retomando el tema del pago de servicios, actualmente la mayoría de los servicios, principalmente un pago de renta mensual celular te pide forzosamente que cuentes con una tarjeta de crédito para asegurar el plan de tu teléfono y claro, asegurar el pago del mismo.

 

Existen muchas promociones a meses sin intereses dependiendo de la tarjeta de crédito con la que cuentas, esto a la vez te ofrece “puntos” o ganancias según cada compra que hagas. 

 

Este acumulado de puntos te da el beneficio de poder pagar otros productos, en un restaurante, es decir, que te tomen en cuenta “x” cantidad de puntos sobre el total que estés pagando en ese momento, entonces, ya obtuviste un descuento.

 

Los meses sin intereses bien aplicados funcionan a la perfección cuando tienes que comprar cosas muy grandes, por ejemplo, una nueva computadora o los regalos para toda la familia en Navidad, los meses te dan la ventaja de ir pagando poco a poco con el beneficio de que está en tu tarjeta y sabrás cómo ir moviendo tu dinero para cumplir con la deuda y además, para no generar intereses.

 

Si eres viajero esto te interesará, cuando sales de viaje, ya sea nacional o internacional, contar con una tarjeta de crédito te puede ayudar en caso de emergencia, siempre es importante contar con una cantidad de dinero para estar tranquilo durante tus vacaciones o periodos laborales.

 

La ventaja de contar con una tarjeta de crédito es que se aceptan a nivel mundial y puedes tener disposición de dinero en cualquier momento sin tener que solicitarlo, claro, deberás avisar con tiempo a tu banco (en caso de viaje internacional), para que esté activa tu tarjeta y no se piense que ha sido robada.

 

Saca el máximo provecho al usar alguna tarjeta de crédito y aprende sobre ella para que puedas tener muchos beneficios sin necesidad de tener deudas.